viernes, 25 de julio de 2008

SIEMPRE HAY UN SOMBRERO PARA CADA CABEZA

El rey de Pretoria, estaba preocupado por su vida. Fue llamando a distintos magos, y de todos recibía la misma respuesta: “No hay nada que pueda hacer para evitar que algún día llegue la muerte”. Cuando escuchó hablar del gran mago “Lutrin”, de un pueblo muy lejano, lo mandó a llamar.
Entonces le dijo:
- Le tengo miedo a la muerte, y estoy dispuesto a pagar lo que dispongas para vivir eternamente.
- Debes cumplir dos condiciones:
1- Como pago recibiré una moneda de oro mensualmente.
2- Deberás conservar en secreto éste trato, ya que no está permitido utilizar la magia para alargar la vida.
- ¿Qué debo hacer?- preguntó el Rey.
- Yo me encargaré de todo- dijo Lutrin- continuarás con tu vida normalmente.
El Rey todos los meses, cumplía con lo que se había comprometido.
Un día el ayudante del mago no aguanto más su intriga y le preguntó cómo haría para lograr que viviera por siempre.
- Te diré que mientras viva el Rey me pagará mensualmente. Y el día que muera, no creo que me busque para reclamarme.

4 comentarios:

MDA CULTURAL dijo...

Cyberamigo ... recibo tus cuentos en mi casilla de mail, y te agradezco esos minutos de reflexión que me proporcionan...

Te invito a conocer mi blog, el cual está, quizás, más aferrado a tierra firme, pero no por ello alejado de los SUEÑOS...

Sigamos en contacto
GRACIELA
HTTP://mdacultural.blogspot.com

sandra dijo...

gracias. me hacian falta estos minutos de lectura.

Anónimo dijo...

Gustavo muy buenos algunos de tus micro relatos.Soy escritora de cuentos y por lo tanto un tanto crítica y por ello puse algunos.El del rey me pareció más un chiste que un cuento.Bravo es hermoso que en los aciágos días que vivimos haya gente joven que se dedique a pensar y expresarlo.Sigamos en contacto.Amalia

carla dijo...

que puedo decirte estos cuentos estan buenisimos, felicitaciones me encanta leer y estos son cortos y con enseñanzas los felicito y sigan adelante son muy buenos en lo que hacen.
saludos.